Querido lector,

Todos los días, en algún lugar de este país, un peatón es atropellado y asesinado por un vehículo de motor. Cuando ocurren colisiones automovilísticas que involucran a peatones, comprender los derechos legales y las opciones disponibles es crucial para buscar justicia y compensación.

En el blog de hoy, exploremos el panorama legal que rodea a los accidentes de peatones, incluida la responsabilidad, las acciones a tomar y la importancia de buscar representación legal.

En los casos de colisiones automovilísticas con peatones, la responsabilidad suele depender de las acciones de ambas partes. Si bien en general se espera que los conductores tengan precaución y cedan el paso a los peatones, los peatones también tienen el deber de obedecer las leyes de tránsito y ejercer un cuidado razonable por su propia seguridad.

Para determinar la culpa en una colisión entre peatones y automóviles se requiere un examen cuidadoso de las circunstancias que rodearon el accidente. Factores como la visibilidad de los peatones, el uso de los cruces peatonales, los semáforos y la negligencia del conductor desempeñan un papel crucial en la asignación de responsabilidad. En algunos casos, ambas partes pueden compartir la culpa en distintos grados.

Los peatones tienen derechos legales que les otorga la ley. Si un peatón resulta lesionado en una colisión automovilística causada por la negligencia de un conductor, puede tener derecho a una compensación por gastos médicos, salarios perdidos, dolor y sufrimiento y otros daños. Es importante que los peatones comprendan y hagan valer sus derechos después de un accidente.

Si alguna vez se ve involucrado en una colisión automovilística como peatón, es esencial que tome ciertas medidas para proteger su bienestar y sus derechos legales:

  1. Busque atención médica: su salud y seguridad deben ser su máxima prioridad. Busque atención médica de inmediato, incluso si sus lesiones parecen menores.
  2. Documente la escena: si es posible, recopile evidencia en la escena del accidente, como fotografías de los vehículos involucrados, declaraciones de testigos e información de contacto del conductor y de los testigos.
  3. Informe el accidente: comuníquese con la policía para informar el accidente y asegurarse de que se presente un informe oficial.
  4. No admitir culpa: Abstenerse de realizar declaraciones que puedan interpretarse como una admisión de culpa. Dejemos que las autoridades y las compañías de seguros realicen sus investigaciones.
  5. Llame a mi oficina: necesita un abogado con experiencia en lesiones personales de su lado. Yo, junto con mi equipo, puedo revisar su caso, proteger sus derechos y defenderlo para garantizar que reciba una compensación justa por sus lesiones.

 

En caso de una colisión entre un peatón y un automóvil, estoy aquí para brindarle orientación y representación legal experta. Con 44 años de experiencia y dedicación a servir a los clientes con compasión e integridad, estoy comprometido a luchar por los derechos de quienes han sido lesionados injustamente.

Las colisiones entre peatones y automóviles pueden tener consecuencias devastadoras, pero comprender sus derechos y opciones legales puede ayudarle a recibir la justicia y la compensación que merece. Recuerde, no tiene que enfrentar este desafío solo: hay ayuda disponible para proteger sus derechos y defender sus mejores intereses.

 

Si usted o alguien que conoce ha resultado gravemente herido en una colisión entre peatones y automóviles, no dude en ponerse en contacto conmigo. Como abogado de lesiones personales, estoy aquí para brindar apoyo y orientación. Llámeme al 301-949-1515 (Maryland) o al 703-761-4343 (Virginia).

 

¡Hasta la próxima, tenga cuidado y NUNCA envíe mensajes de texto mientras conduce!

Paul Samakow

Abogado Paul Samakow

703-761-4343 o 301-949-1515

WordPress Video Lightbox Plugin